crear con el cuerpo

explorar nuestra presencia en procesos creativos

arboles

Este seminario-taller es una invitación a considerar nuestro cuerpo como elemento que nos acompaña en los procesos de creación, sea cual sea nuestro ámbito de exploración. Con frecuencia nos exigimos ser creativos sin tener en cuenta la disposición de nuestra energía, de nuestros sentidos, de nuestras percepciones… Invito a las personas dedicadas a la creación artística a detenernos a escuchar nuestro cuerpo para transitar de la representación a la presencia, para encontrar una voz propia y singular en lo que exploramos y expresamos. 

EJES DEL CURSO

Escuchar con todo el cuerpo:  desnaturalizando los modos en que nos han enseñado a mirar, escuchar, oler, tocar, saborear… ser. Frente al predominio de lo cognitivo y lo visual parece que nos hemos olvidado de las otras posibilidades de nuestro cuerpo para percibir y significar. Desde la poética del juego y la exploración corporal nos preguntamos: ¿Qué implicaciones tiene en nuestra forma de estar, de habitar, el hecho de querer estar abiertos al imprevisto, a lo desconocido? ¿De qué modo el encuentro con el otro puede nutrir nuestro proceso creativo?

* Compartir procesos de creación:  escuchando cómo cada persona llega a determinado lugar, a determinado movimiento o puesta en escena. Es en este sentido que aprendemos del otro, prestando atención a la forma singular que cada persona tiene de abrirse al mundo.

 DINÁMICAS

En cada encuentro: distinguimos tres momentos Despertar, Jugar y Explorar. Esta estructura está pensada para favorecer una apertura progresiva de las ventanas de nuestro cuerpo. En las tres fases se combinan aspectos de la danza con elementos de la dramaturgia de los sentidos y otras aproximaciones al cuerpo que lo respetan como instrumento para la escucha.

 A lo largo del curso: en cada encuentro ponemos el énfasis en un sentido particular. De una sesión a la otra creamos puentes retomando lo que hemos explorado mediante preguntas y lecturas para acompañar el cuerpo con el pensamiento. A medida que las ventanas de nuestro cuerpo se abren con mayor facilidad y nuestro movimiento resulta más espontáneo, empezamos a compartir nuestras búsquedas particulares con el resto de compañeros. Se combinan momentos y espacios para el trabajo individual y el colectivo explorando formas de cooperar que enriquezcan la variedad de procesos creativos.

La Casa Voladora con su versatilidad de espacios permite una experiencia de convivencia entre personas creadoras que se abren a convivir desde sus cuerpos en relación, en movimiento y a la escucha.

*

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

w

S'està connectant a %s